sábado, 21 de marzo de 2009

Mimo


No llores, lamenta pobre y triste amparado
en un balcón esperando,
mientras otros van riendo,
tú, escondido en un rincón lamentas.

Negro y blanco son tus colores,
lágrimas, marcan el surco
de tu rostro triste,
pero al final una sonrisa
sueles arrancar de tus labios.

Emociones, las que aprisionas,
de entre tu cuerpo,
atrapado e inquieto
que a tu público deja
boquiabierto.

A tí, mimo, a tí
te debemos el sentir,
la amargura de vivir en un mundo cruel,
viendo su lado positivo.
By Lan

3 comentarios:

HUMO dijo...

porqué pensar que los mimos como los payasos son en realidad personas tristes?,son como cualquier otro es un trabajo de plasticidad y de mímica, porque no pensar que es más amargado un abogado?
Ojo , no te lo digo directamente a ti, tu poema es hermoso, es solo el concepto general que la gente tiene sobre estos personajes.
Seguramente erroneo!
=) HUMO

Lan Sebastian Garcia Coll dijo...

Seguramente, simplemente lo he escrito, por la tristeza que parece que estan sometidos, lo explico en el poema, es una persona optimista en un mundo gris, como muchas personas hoy en dia.

By Lan

lys dijo...

El mimo es un ser excepcional. parece que atrapa todas nuestras tristezas y las libera en sonrisas.

Un beso